HOLANDA SE VISTE DE NARANJA POR EL REY

 
holanda-se-viste-de-naranja-3.jpg
 

El 27 de abril -tal como ocurre cada año- se celebra en Holanda (especialmente en la ciudad de Amsterdam) el Día del Rey (Koningsdag); una razón más que tienen lugareños y visitantes para salir a las calles a divertirse. Y es que los holandeses son de las personas más felices del mundo, no hace falta citar los estudios globales que lo avalan, con solo ser parte de esta fiesta verás por doquier gente riendo, haciendo bromas, brindando y jugando, lo que se traduce en una espontánea hermandad que coexistente entre conocidos y desconocidos.

Perder la vergüenza es fácil si te dejas llevar por el ambiente festivo; la gente sale a recorrer las calles con pelucas, sombreros, corbatas, vestidos, zapatos; todo en riguroso color naranja: la llaman oranjegekte  (locura naranja).

Es el cuarto mes del año, el invierno va quedando atrás, es una de las mejores épocas para visitar el país de los tulipanes, todo juega a favor: las condiciones están dadas para que seas parte de esta fiesta que originalmente se concibió para honrar a una Princesa.

No importa la edad que tengas, durante el Día del Rey hay actividades programadas para todos; hay diversas opciones gratis en el centro de cada ciudad, importante que sepas que las principales fiestas son pagas y si no adquieres las entradas con tiempo puedes llegar a quedarte fuera.

Te dejo un link donde puedes informarte de toda la programación de ese día.

 
holanda-se-viste-de-naranja-4.png
 

Todo comienza antes de que salga el Sol

Al amanecer los mercados callejeros (vrijmarkt) comienzan a instalarse, listos para atender a los primeros clientes.  Rembrandt, Leidseplein y Vondelpark -por ejemplo- se convierten en los espacios más visitados en Ámsterdam para quienes buscan hacerse de ropa, adornos y objetos de segunda mano, pero de buena calidad; hasta los niños aprovechan para vender sus juguetes viejos. Estos lugares también son escenarios para músicos, humoristas, malabaristas, magos y actores que hacen de las suyas para ganarse a los asistentes.

Si llegas después de las 12 del mediodía será muy difícil que disfrutes al máximo de la experiencia, pues la multitud desborda las calles; a esa hora aún queda mucho por hacer, pero la movilidad se ve reducida, entre puestos callejeros, espectáculos artísticos y conciertos. Todo esto acompañado de música disco, funk, house, electro -y hasta ritmos latinos- que se mezcla en las intersecciones, proveniente desde las diferentes plazas y calles.

¡Gezondheid! es la palabra que más se escucha entre los grupos de personas que ocupan el asfalto y las embarcaciones de los canales que atraviesan la ciudad. Quiere decir: ¡SALUD!, tomar cerveza hasta más no poder es parte de la tradición.

 
holanda-se-viste-de-naranja-2.jpg
 

Todo comenzó con una Princesa

Como buen asesor de viajes, también me gusta ponerte en contexto; al principio se celebraba el Día de la Princesa, con motivo del cumpleaños de Guillermina; siendo el festejo el día 31 de agosto. La fiesta consistía en juegos infantiles y calles adornadas. Al ser coronada reina tras el fallecimiento de su padre, se convirtió en el Día de la Reina.

Juliana, la hija de Guillermina, celebraba el Día de la Reina el 30 de abril con un desfile en el Palacio de Soestdijk. Beatriz -primogénita de Juliana- celebraba la fiesta el 30 de abril (aunque su cumpleaños es en enero), y a diferencia de su madre, recorría el país con toda la familia para visitar diferentes pueblos holandeses. El Rey Guillermo Alejandro continúa esta tradición. Su cumpleaños es el 27 de abril y, desde 2014, el Día del Rey se celebra oficialmente en esta fecha.

Toma en cuenta cada D.A.T.O. que te doy

Reserva tu hotel con tiempo pues mientras más cerca de la fiestas estás, más difícil se hace conseguir disponibilidad.

  • En las opciones de alojamiento fuera de las ciudades conseguirás buenas ofertas.
  • Lo mejor que puedes hacer es movilizarte en transporte público.
  • No pases por extraño: viste con alguna pieza naranja ¡Únete a la celebración!
  • Si te interesa alguna de las fiestas privadas, compra la entrada con semanas de anticipación.
  • A quien madruga ¡Dios! ¡El Universo! lo ayuda. 

No dudes en contactarme si viajas a Holanda para ser parte de esta celebración; incluso si tu destino es otro, ten en cuenta que también puedo ayudarte a organizarlo a través de las distintas modalidades que ofrezco en Asesoría de Viajes: consúltalas aquí.

Mauro Segui